Día: 20 diciembre, 2013

Qual é o sistema de pensões que abrange os Juízes, qual é?

Posted on


Aventar

justice_peeking

Casos de impedimento do juiz

Nenhum juiz pode exercer as suas funções, em jurisdição contenciosa ou voluntária:

a) Quando seja parte na causa, por si ou como representante de outra pessoa, ou quando nela tenha um interesse que lhe permitisse ser parte principal

Ver la entrada original

Parlamento Europeo, Como Viven y Despilfarran los Eurodiputados

Posted on


LA HORA DE DESPERTAR

El siguiente video reportaje muestra unas pinceladas acerca del vergonzoso y descarado derroche que se está produciendo en la sede del parlamento europeo en Estrasburgo donde cerca de 800 eurodiputados llevan una vida a todo tren sin ningún tipo de mesura, mientras millones de personas en toda Europa pasan tremendas calamidades económicas fruto de esta prefabricada crisis financiera. Adicionalmente se incluye bajo el vídeo un resumen escrito de la entrevista. Vean y juzguen lo que estamos permitiendo los ciudadanos con nuestra pasividad.

Transcripción de la entrevista realizada al  europarlamentario holandés, Danil Vander Stoep, que explica cómo funciona el cotarro:

El periodista va directamente al grano: «¿Tú me vas enseñar cómo tiramos todo este dinero?».

– Sí, te lo voy a enseñar todo.

Es decir, ya en otras naciones europeas, resulta escandaloso el derroche de los europarlamentarios.

Así es como nos enteramos de cuántos días asisten los europarlamentarios a su trabajo:…

Ver la entrada original 456 palabras más

Diez corporaciones del mundo real que parecen salidas de la mente de un supervillano

Posted on


LA HORA DE DESPERTAR

Ya lo avisó en su día el documentalThe Corporation: Las empresas se comportan como psicópatas y, lo que es peor, no les queda otra opción para sobrevivir en este frenopático poblado por otros psicópatas que es la economía global. 

 

Pero dentro del manicomio hay muchos niveles de locura: están los locos de toda la vida, esos que quieren ganar más dinero cada año, y están los verdaderamente tarados, aquellos que son capaces de pasar por encima de cualquier comunidad o ecosistema para lograr su sacrosanto objetivo: amasar pasta.

A continuación las diez empresas más malvadas del planeta (con su token español incluido):

10 Wal Mart

Negocio: Gran distribución

Tropelías: Atila del pequeño comercio, negrero de sus “asociados”

¿Pero qué tripa se os ha roto para incluir en una lista de empresas malvadas al mayor empleador de EEUU, con sus 2,2 millones de trabajadores en todo…

Ver la entrada original 1.707 palabras más

España: La lección de los trabajadores de los autobuses de Alicante

Posted on


LA HORA DE DESPERTAR

 

En estos tiempos de oscuridad, de represión, de recortes y lamentos, de gente pasiva que no reacciona ante todas las putadas (creo que ninguna palabra define mejor la situación actual), donde parece y algunos venden que lo único que queda es la resignación, el tragar, el callar y el “Si, Bwana”, en ocasiones, una luz, un destello de luz de esperanza, enciende esta España de tinieblas con aroma a rancio y a añejo. Destellos de luz de dignidad que son tan fuertes que llegan a cegar a algunos que viven adormecidos en su resignación y su sumisión.

 

Durante mucho tiempo se nos ha repetido de forma machacona que “una huelga no sirve para nada”. Y muchos se lo han creído. Y lo repiten como loros: Nada sirve. No sirve protestar, no sirve organizarse, no sirve pelear, no sirve una huelga. Cuando te molestas en rascar en esos que…

Ver la entrada original 1.769 palabras más

COMO ESTUDIAR LA BIBLIA SEGUN JOHN MACARTHUR

Posted on


Unidos Contra la Apostasía

John_MacArthur_Press_Photo_1A continuación presentamos principios prácticos que lo ayudarán a aprovechar al máximo el estudio de este “manual divino”. Estos principios ayudarán a responder a la pregunta más importante de todas: “¿Con qué limpiara el joven su camino?” El salmista responde: “Con guardar tu palabra” (Salmo. 119:19)

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE ESTUDIAR LA BIBLIA?

¿Por qué es tan importante la Palabra de Dios? Porqué contiene la mente y la voluntad de Dios para su vida (2 Ti. 3:16,17). Es la única fuente de autoridad divina y absoluta para usted quien es siervo de Jesucristo.

Ver la entrada original 2.739 palabras más

Occidente y la tradición Griega Clásica: origen de las significaciones imaginarias sociales de Occidente

Posted on


Economía Política

Las raíces de Occidente se hunden en dos grandes tradiciones: la griega y la judeo-cristiana. Ahora bien, no siempre resulta evidente descubrir qué aspectos debemos atribuir a una y otra. Para este comentario emplearemos como bibliografía la obra del filósofo greco-francés Cornelius Castoriadis (1922-1997) «Lo que hace a Grecia 1. De Homero a Heráclito, Seminarios 1982-1983. La creación humana II» en su versión del FCE, 2006, México.

Es claro que la herencia judeo-cristiana domina las significaciones occidentales y está muy presente pues, entre otras cosas, ambas religiones –Cristiana y Judía– “gozan”, sin entrar en detalles, de buena salud. Occidente se ha definido como cultura laica pero la influencia religiosa es evidente.

Con Grecia, en cambio, no pasa igual. Ocultamientos y proyecciones de larga data histórica han hecho que estemos navegando en este océano sin saber siquiera que es así. Ejemplos sobran pero baste recordar, por lo pronto, que luego de…

Ver la entrada original 185 palabras más

Venezuela Opinión / Desde El Megáfono: ¡Apúntale a la cesta! / Rafael Mitilo

Posted on Actualizado enn


Image

«Lo civilizado es el mundo, pero su habitante no lo es: ni siquiera ve en él la civilización, sino que usa de ella como si fuese naturaleza».

 José Ortega y Gasset.

La rebelión de las masas.-

                                                                                                                                                                                         

Por:Rafael Mitilo.-

La basura es expresión de lo que somos, en consonancia, con todo cuanto tenemos. Suena grotesco, pero nada es más cierto. Nada habla mejor de nosotros que nuestros propios desechos. Cuando desde el hogar consumimos, producimos basura.

Los hechos desmienten cualquier duda. Estamos copados hasta los dientes de basura. Esta es más íntima para nosotros, que la higiene y la salud. Toda práctica de orden implica, un acto de responsabilidad personal. El cual conlleva a la acción de ejecutar. En el concepto de responsabilidad, esta acción es permanente. Cotidiana. Interminable. Es en esto donde fallamos.La inevitable necesidad de subsistencia, nos obliga a consumir. Tras cada acto de consumo está inalterablemente la presencia del despojo. El desecho. Al cual ha de dársele un destino o, sencillamente abandonarlo al azar.

 Es -precisamente- en ese instante, cuando queda de manifiesto, la vinculación material, entre el concepto de sociedad y la satisfacción de nuestras necesidades. Satisfechas éstas; ¿Qué me importan sus desechos? Lo contrario, implica un ejercicio intelectual de ejecución de la conducta adecuada, encaminada a colocar los desechos sobre su destino natural. Aquí, cultura e inconsciente -en condiciones normales- quedan fundidos en una sola acción: colocar la basura en su lugar. Lejos estamos, en términos cuantitativos y culturales, de asimilar esta conducta como cotidiana y obligatoria. El ciudadano común, no ve en la basura un obstáculo para su felicidad; al contrario, ésta da fe de su poder de consumo. De su capacidad adquisitiva. Inconscientemente establece un vínculo de afecto entre su actitud consumista y los desechos que la misma produce.

La basura, como consecuencia del abandono del hombre, de sus obligaciones sociales; hizo su propia historia. Es que decir basura es hablar de consumo. Es el otro lado del tiempo

.Aquel que habla de un «después» y, lo hace en términos palpables; «aquí yace lo que quedó, de lo que se gastó». Las acciones, son emociones ejecutadas. Estas pasan. Sólo queda lo inútil de su intensidad. Cada éxito, al igual que cada fracaso, se vive intensamente. Así, la basura es huella histórica de los desechos dejados tras cada acción de consumo. Tras cada pasión. El hambre y su vanidad se cuentan entre los más seguros productores de desechos. La basura en síntesis, cuando no está en el lugar adecuado, es testimonio de nuestra desvinculación con la responsabilidad hacia lo social, y, de la preeminencia con que asumimos el «tener» antes que el «ser». Es indigno ver como la gente arroja basura a la calle sin ningún escrúpulo, acción ésta que habla del precario nivel educativo de quienes así actúan.

 Es de aceptación generalizada que la basura, como problema, es sinónimo de desarrollo. No es normal, según este criterio que una sociedad crezca sin producir basura. Lo anormal a decir verdad, es que la basura se convierta en problema y, que los miembros de la sociedad no tengan conciencia de los riesgos que implica su presencia. Ocurre con la producción de desechos, lo que con el consumo de alcohol: se desconoce su carácter de epidemia. Por esta razón, extraña a cualquiera, el abordaje del tema desde una perspectiva filosófica. Ante la basura, como ante el alcohol, se hace necesario declarar el«alerta roja», pues son dos de las más visibles expresiones de la implosión social.

Todo se reduce a la simple implementación de idóneos mecanismos gerenciales, dirigidos a resolver el problema de la basura en forma integral. Es decir, educar para no ensuciar. Pero debe además un Estado competente, meterse a los hogares y desde allí trazar políticas de higiene colectiva, que despierten en el ciudadano la conciencia de pulcritud física la cual, en una primera etapa se manifestará en lo material, hasta llegar a la fase de pulcritud intelectual. Lo que, no es otra cosa que la toma de conciencia, sobre la necesidad de vivir más, practicando la higiene como forma natural de convivencia. La primera forma de desperdicio, que debe erradicarse, es la pereza de pensarCuando hagamos hábito del pensamiento; con toda seguridad, habrá menos basura.

Image

En atención a lo dicho, debe -necesariamente- concluirse, que la basura no es la causa, sino el efecto. El hecho es la ausencia de criterios elementales acerca del fin último en los objetivos naturales, que le son propios a la convivencia en sociedad.Mientras la vida se asuma, como un hecho casual, consumible a término, y no como obra trascendental, prevalecerá nuestra inclinación a la irresponsabilidad, el desorden y la indiferencia respecto del orden colectivo. Si la vida, no es obra trascendental, para poder ejercerla con respeto al derecho ajeno, es ineludible asumirla como tal; de lo contrario, el caos nos consumirá, como -de hecho- lo está haciendo.

Es obligación del Estado, administrar el destino de la basura. Ello implica de una parte, educar al ciudadano mediante la prestación óptima del servicio, y de la otra, salvaguardar el delicado equilibrio ecológico. La basura ha de desecharse, sin que esto represente el más mínimo roce con el ambiente. Hombre, ambiente y educación, son una misma cosa, cuando se trata de definir el orden social. Mientras la basura -pública o doméstica- que producimos, sea nuestra carta de presentación ante propios y extraños, estaremos urgidos de una reformulación en nuestra concepción básica de la existencia. ¡¡Apúntale a la cesta!!

En la calle, al transitar -de cualquier modo- creamos basura. Esta, es huella de nuestros actos. La basura es aquella parte de nosotros, respecto de la cual, no terminamos de «desadherirnos». Como cuerpo social organizado, no tenemos noción de los desechos en cuanto a su concepción cultural y específicamente estructural. La basura es materia resultante, de la consumación material de nuestras necesidades. Despojo del impacto físico entre «querer» y «tener». No la vemos vinculada al concepto de civilidad y menos aún, al de responsabilidad social.

No tiene porqué ser así. La actitud del hombre, frente a sus propios desechos, está íntimamente ligada a la idea que -los individuos- tienen de la sociedad. Sea cual sea el destino que el pueblo da a la basura, el inconsciente colectivo, le define bajo un mismo patrón. En otras palabras, la basura resume el estatus social de cada quien. Mi comportamiento es fácilmente percibido, a través de esa actitud respecto a mis desechos. En el manejo de la basura, dejamos impreso -indeleblemente- lo que somos en cada una de las restantes áreas de nuestra conducta social.

No es fácil admitir ésto. Es más fácil negarlo.

Créditos para: http://laprensadebarinas.com.ve/news/noticiaunica.php?id=41733