El progresismo es el problema

Posted on


CERO EN PROGRESISMO

Las ideas no son un mero reflejo de las condiciones materiales, como pretende el marxismo, sino que tienen un poder causal inmenso. Y las ideas equivocadas, por ello mismo, albergan una capacidad de destrucción pavorosa. Más en concreto, los efectos nocivos del progresismo son resumibles en tres epígrafes.

1) El genocidio de la humanidad intrauterina. En 1973 el Tribunal Supremo de los Estados Unidos pronunció su célebre sentencia del caso Roe vs. Wade. En él, la demandante Roe, cuyo verdadero nombre es Norma McCorvey, había reclamado el derecho a abortar como consecuencia de una violación, aunque no terminó ejerciéndolo, y dio el bebé en adopción. (Años después, Norma confesó que no había existido tal violación, se convirtió al cristianismo y hoy es una importante activista provida católica.) La sentencia, favorable a Roe, fue un tremendo éxito del activismo judicial progresista, y marcó el inicio de un espantoso genocidio…

Ver la entrada original 1.389 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s